Dos científicos guardan una película de 1895 en una molécula de ADN

Un nuevo método de almacenamiento promete multiplicar la capacidad de los discos duros actuales.

Se dice que los hermanos Lumière, tras patentar el cinematógrafo en 1895, proclamaron: “El cine es una invención sin ningún futuro”. Pero en realidad nunca lo dijeron. Sabían de sobra que aquella máquina que filmaba y proyectaba imágenes en movimiento era una revolución. Una de sus primeras películas fue Llegada de un tren a la estación de La Ciotat, en la que mostraban durante 50 segundos la entrada de una locomotora de vapor en el apeadero de la ciudad francesa.

Seguir leyendo el artículo…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s